Un poco de mí

Mi foto
"Un quilombito lindo". Diecinueve años. Mambos y un par de cicatrices. Fobia al fracaso. Odio al chocolate. Amor por los libros (y la birra). Pero sobre todo, con un miedo particular al olvido; por eso escribo, "porque la memoria puede fallar pero lo escrito en este blog no falla, no se borra y no se pierde".

viernes, 13 de julio de 2012

Creo que no les conté qué elegí entre ese dilema que me empezaba a incomodar sobre o ir a las Olimpiadas o al torneo. Aunque suene muy raro, le pedí permiso a la profesora de handball para ir a las Olimpiadas y me dijo que no tenía ningún problema, total era un amistoso. La hice bastante rápido y no fue muy difícil salvo el último punto en el cual tuve que desarrollar qué era el Imperialismo con unas quince palabras que el examen me decía que tenía que incluir sí o sí en la explicación. ¿Más info? Hará dos semanas que el profesor me dijo que soy una de las cuatro notas más altas pero que, obviamente, no me podía decir nada más de eso. Éramos doce, y yo estoy incluida en una de las cuatro notas más altas, creo que ya es un logro. Luego, si paso o no, queda en manos de los directivos de la provincia de Santa Fe. Esos benditos resultados estarán el treinta de éste mes en la página oficial de la competencia (es una competencia, mas allá de todo, sigue siendo una competencia). Estoy muy feliz, todo sigue muy pero muy bien. Ya voy a volver a escribir, no me extrañen. Gracias.

No hay comentarios.: