Un poco de mí

Mi foto
"Un quilombito lindo". Diecinueve años. Mambos y un par de cicatrices. Fobia al fracaso. Odio al chocolate. Amor por los libros (y la birra). Pero sobre todo, con un miedo particular al olvido; por eso escribo, "porque la memoria puede fallar pero lo escrito en este blog no falla, no se borra y no se pierde".

miércoles, 14 de diciembre de 2011

¿Cómo deshacerlo de mi vida por completo? ¿Cómo lo puedo hacer si cada canción me recuerda a él, si aún me sé de memoria su número de teléfono, si aún guardo sus mensajes? ¿Cómo sacármelo de adentro si aún miro sus fotos en días como estos? ¿Cómo echarlo al olvido si cada vez que me corto su nombre arde bajo mi piel? ¿Cómo? ¿Cómo dejar de sentirle cierto cariño si fue el flaco que más quise? ¿Cómo desterrarlo de mi cuerpo si aún recuerdo esos ojos? ¿Cómo dejar de recordar su nombre si aún guardo esas cartas en su honor? ¿Cómo dejar de quererlo si es parte de mí? Volviste a golpear Emanuel, supiste flotar en el mar del olvido. Detesto que vuelvas a aparecer, lo detesto. Me desarmás. Me estrellás contra un mar de lágrimas. Me repugna tener en algún rincón de mi cabeza los ecos de tu voz, recordar cada miserable palabra que me dijiste. No vuelvas más, basta. Te lo pido por favor, huí. Esfumate, andate entre neblinas. Dejame verme de una vez por todas. Y ésta vez no vuelvas más.

1 comentario:

Ali Yarema dijo...

Está hermoso Agus,creo que tenés una muy buena vocación para escritora,y no una de cuentos infantiles,una enserio.
Yo quisiera tener esa facilidad para expresarme,me encantaría escribir como vos,espero algún día poder lograrlo,poder crear un mundo mío,o un mundo para otros,hacer que reflexionen,en fin,me encanta como sos,y tu creatividad..
Gracias por llenarme los ojos de algo!:)